Formulario de búsqueda

Fundación

Rosa Luxemburg Stiftung

La Fundación Rosa Luxemburgo (RLS) es una de las cinco fundaciones políticas alemanas, que está comprometida con la aspiración de la socialista judía polaca de quien toma su nombre, relativa a lograr una justicia con libertad política y es partidaria de las tradiciones del socialismo democrático. Nuestra fundación es uno de los actores importantes que realizan formación política en la República Federal Alemana que se concibe a sí misma como una parte de la corriente de pensamiento original del socialismo democrático.

La Fundación Rosa Luxemburgo tiene como objetivo realizar un trabajo de formación política y divulgar conocimientos sobre el contexto social de un mundo globalizado, injusto y en conflicto. Para nosotros es fundamental impulsar la actividad política social autogestiva y apoyar el compromiso por la paz y el entendimiento entre los pueblos para lograr la justicia social y una convivencia solidaria.

Nuestra Fundación surgió a partir de la asociación fundada en 1990 en la ciudad de Berlin llamada Análisis Social y Formación Política, Asociación Civil, pero es hasta 1996 que adquiere su carácter de fundación cuando el Partido del Socialismo Democrático (PDS) la reconoció como una fundación cercana al partido. A partir del junio de 2007, con el surgimiento del partido Die Linke (La Izquierda), en el que confluyen el PDS reconstituido y la Opción Electoral Alternativa por la Justicia Social (WASG por sus siglas en alemán), la Fundación Rosa Luxemburgo queda ligada política e ideológicamente a esta fuerza de izquierda.

Las fundaciones políticas alemanas representan en el extranjero la pluralidad de las corrientes del pensamiento político que caracterizan a la República Federal Alemana y el trabajo en el extranjero recibe financiamiento estatal a través del presupuesto público, con el fin de que las fundaciones, con sus especificidades, participen en la cooperación internacional y el diálogo de carácter político. Desde el año 2000 la RLS se incorporó a este esfuerzo, marcando un hito ya que es la primera vez que una fundación alemana del socialismo democrático desempaña su trabajo en otros países europeos y de otros continentes.

El trabajo internacional de nuestra Fundación tiene como fin la formación política a través del análisis de la sociedad, el ideario de la emancipación democrática y social y la capacitación para la acción política en un sentido concreto, por lo que nuestros campos de cooperación comprenden la participación social y democrática, la prevención de conflictos y su resolución en forma pacífica. En estos campos, y en los de migración y derecho a la libre comunicación, que inauguramos para nuestra región, la Fundación trabaja con diferentes organizaciones, partidos de izquierda y del socialismo democrático, sindicatos, organizaciones de mujeres y con los nuevos movimientos sociales y está activa en más de 30 países en cuatro continentes.

Nuestra Fundación tiene oficinas regionales en Bruselas, Varsovia, Moscú, Sao Paulo, Johanesburgo, Quito, México, Tel Aviv, Ramallah, Hanoi, Tanzania, Senegal, Belgrado, Nueva Dehli y Beijing, mientras que están en proceso de apertura otras tres en Nueva York, Istambul y Cairo.